En busca del embarazo

El blog que resuelve todas tus dudas sobre pre-embarazo y reproducción asistida

¿Cuántos me pongo doctor? ¿Cuántos embriones transferir?

inseminación artificial

Legalmente se pueden transferir entre 1 y 3 embriones. Pero, según si hay riesgos previsibles de complicaciones durante el embarazo como ciertas enfermedades o a partir de cierta edad de la mujer, se recomienda transferir uno o directamente se contraindica transferir más de uno.

New Call-to-action

¿Cómo se toma la decisión?

Lo primero es dejar claro que es una decisión de la pareja y que los profesionales debemos informar y orientar. A veces también es compartida y hemos de participar, pues hay motivos médicos que desaconsejan implantar más de uno, para controlar los riesgos que un embarazo múltiple conlleva.

Si la pareja ya tiene hijos, entre ellos o con parejas anteriores, o si se trata de un primer intento seremos más prudentes.
Un factor a tener en cuenta sobre cuantos embriones transferir es que no debemos preocuparnos antes de hora. Es frecuente que se manifieste el deseo de transferir determinado número de embriones en la primera visita, sin embargo es una decisión que se ha de tomar a última hora, cuando se dispone de la información respecto a la calidad de cada uno de los embriones.

New Call-to-action

Si son de calidad óptima se aconseja un máximo de dos para limitar el riesgo de embarazo múltiple. Si en cambio son de buena calidad sin llegar a ser óptima dicho riesgo no es tan elevado y resulta más asumible transferir 3 embriones.

Se trata de una decisión que preocupa y que en ocasiones crea cierto stress que se añade al que ya padecen determinadas personas ante la incertidumbre. Bajo stress una decisión aunque fuera fácil, se torna complicada.

En este caso, sin restarle trascendencia, conviene recordar lo limitado de la elección: se puede optar por transferir uno, dos o tres, ya que la Ley limita a un máximo de tres.

¿Cómo podemos ayudar a la pareja a tomar la decisión?

También debemos brindar nuestro apoyo y tener presente que una opción, para aquellas personas que sientan angustia ante tal elección, es delegarla en el equipo médico. El equipo médico toma esta decisión teniendo en cuenta principalmente cuatro factores que influyen en la posibilidad de implantación:

  1. La edad. Sabemos que a partir de los 35 años y en especial a los 40 las posibilidades de implantación disminuyen drásticamente. Esto puede ayudar a sugerir transferir más embriones
  2. Los antecedentes. Hay que tener en cuenta si es la primera transferencia embrionaria o ya se ha realizado varias.
  3. La calidad embrionaria. Sabemos que las características morfocinéticas (morfología y ritmo de división) de los embriones están relacionadas con las posibilidades de implantación. Si sabemos que unos embriones son de peor calidad, podemos aconsejar transferir más de uno.
  4. La opinión de los pacientes. Independientemente de todos los datos médicos, hay pacientes que si están dispuestos a llevar a delante un embarazo gemelar. Hay otros pacientes que en el caso de gestación triple se negarían a hacer un reducción embrionaria, en estos casos no deberíamos nunca transferir tres.

En una mayoría de casos la decisión es de dos personas (una pareja) y pueden no estar de acuerdo y ello unido a que la decisión final es en el último momento puede ser una dificultad añadida para la toma de decisión. Creo sinceramente que la opinión de la mujer que llevará la gestación ha de pesar más.

En definitiva la decisión en principio es de la mujer o de la pareja, pero en ocasiones es una decisión compartida con el equipo médico, siendo trascendente no debemos llegar a dramatizar pues el margen de elección es bastante limitado, a veces puede generar ansiedad y estrés, en esos casos, una opción es delegar en el equipo médico. Siempre se decide en base a múltiples factores, el más importante el deseo de los padres.

New Call-to-action

Entradas relacionadas

No hay comentarios

Todavía no hay ningún comentario en esta entrada.

Deja un comentario